¿Cómo limpiar en casa los objetos de cobre?

¿Cómo limpiar en casa los objetos de cobre?

El cobre es un mineral muy resistente a la corrosión y totalmente reciclable, y gracias a las grandes ventajas que ofrece se emplea con frecuencia en muchas aplicaciones en el hogar. Este mineral se utiliza en muchos objetos de la casa como grifos, barandillas, elementos decorativos, muebles y utensilios de cocina. Su color rojizo y brillo metálico permite su uso en objetos decorativos y obras de arte.

El cobre es uno de los primeros metales que el hombre comenzó a usar para crear artículos para el hogar, ya que se derrite fácilmente, es hermoso y muy ligero. Desde hace mucho tiempo, se han hecho muchas cosas a partir de él, desde platos y joyas hasta instrumentos para la agricultura.

Este metal al estar en contacto con elementos como el agua y el aire tiende a perder su brillo y opacarse. Sin embargo, en el mercado existen muchos productos que pueden ayudar a recuperar su brillo característico y que además están especialmente diseñados para limpiar los objetos de cobre. Asimismo, también existen métodos y recetas caseras que pueden hacer que sus artículos de cobre recobren su brillo natural, sin mucho esfuerzo y sin hacer grandes gastos de dinero.

Métodos de limpieza de objetos de cobre

Durante los muchos años de explotación y uso de cobre en diversos objetos y utensilios para el hogar, se han identificado varios métodos efectivos para limpiar la suciedad y el óxido que puede formarse en su superficie. Bien sea que decida utilizar productos especiales o recetas caseras para la limpieza, se recomienda leer todas las indicaciones antes de utilizar cualquiera de las opciones, asimismo, se aconseja probar el ingrediente de limpieza escogido en una zona no visible del objeto para verificar su acción sobre la superficie y su efectividad.

Al limpiar cualquier producto fabricado en cobre, debe asegurarse de que no tenga un revestimiento de barniz. Si tiene una capa protectora de barniz y no está muy sucio, entonces el artículo puede lavarse con un detergente común siguiendo los siguientes pasos:

  1. Basta con aplicar una solución de detergente y agua en una proporción de 1 a 5 (100 gramos de detergente por cada 500 ml de agua) sobre la superficie del producto de cobre.
  2. Espere al menos 20 minutos.
  3. Luego simplemente lave el producto de cobre con una esponja de cocina y seque.

Si el revestimiento se ha desconchado o ya ha perdido su integridad, entonces vale la pena quitar la capa protectora por completo. De esta manera, se puede acceder a la superficie de cobre y continuar utilizando el artículo sin ningún tipo de revestimiento. Para eliminar por completo el barniz, se necesita:

  1. Sumergir el objeto a limpiar en una solución de bicarbonato de soda y agua. La solución se hace a partir de la disolución de una cucharada de bicarbonato de soda por litro de agua.
  2. Poner el recipiente a hervir durante 30-40 minutos.
  3. Si el agua se evapora, es necesario volver a llenar la solución hasta el nivel deseado durante todo el proceso de ebullición.
  4. Cuando se retira el objeto de cobre de la solución, los restos de barniz se pueden quitar fácilmente con un cepillo o paño grueso.

Una forma rápida de limpiar cualquier utensilio de cocina, incluido los fabricados en cobre, es una solución de pegamento de papel transparente y ceniza de soda. Para ello siga los siguientes pasos:

  1. Disuelva tres latas de pegamento y un puñado de ceniza de soda en 5 litros de agua. Mezcle muy bien hasta obtener una solución homogénea.
  2. Sumerja allí el artículo que requiera limpieza. Hierva durante 30 minutos.
  3. Luego, tome el objeto aún caliente y sumérjalo abruptamente en agua fría. Debe tener mucho cuidado al manipular el objeto caliente, debe cubrirse bien las manos con un paño o guante de cocina.
  4. Después de este procedimiento, cualquier suciedad o mancha desaparecerá fácilmente. Es necesario limpiar adicionalmente el producto con una esponja o paño convencional.

Otra alternativa para limpiar y eliminar cualquier mancha verde que aparezca en el objeto de cobre es con la ayuda de un limón. Para esto se necesita:

  1. Cortar el limón a lo largo.
  2. Tomar el limón cortado a lo largo y, en el lugar del corte realizado, verter una cucharadita de bicarbonato de soda, luego pasarlo por la superficie del objeto que se desea limpiar.

Este método funciona muy bien debido a la presencia del ácido cítrico que contiene el limón. Si no tiene limón en ese momento, entonces los expertos recomiendan usar ácido cítrico en polvo. Este ingrediente debe diluirse con agua hasta formar un espesor como el de la crema agria. Luego, debe empapar un trapo o un cepillo de dientes con la mezcla resultante y limpiar el objeto de cobre con movimientos circulares. Al finalizar, debe enjuagar el objeto de cobre con suficiente agua.

Otra opción de limpieza es utilizar amoníaco, pero si se va a usar este producto, se recomienda aplicarlo solo en espacios al aire libre o en un área bien ventilada, ya que los vapores que se emanan son muy fuertes y tóxicos. Este método es bueno no solo para limpiar las manchas verdes que se pueden formar, sino también cuando el cobre se oscurece. El uso de este ingrediente es bastante simple, solo debe humedecer una esponja en una solución de amoniaco y limpiar la superficie del objeto de cobre. Luego, enjuague con abundante agua.

También puede usar jugo de limón o ácido cítrico seco mezclado con harina de trigo y sal de mesa, y le dará un buen resultado. Es necesario diluir con agua todos los componentes hasta obtener la consistencia de la crema agria y pulir el cobre con la composición resultante.

El ketchup o la pasta de tomate también ayudarán a limpiar rápidamente los productos de cobre. Para hacer esto, aplique cualquiera de estos ingredientes a la superficie del producto y déjelos reposar durante 12 horas, luego retire suavemente con un trapos de tela suave.

Durante mucho tiempo se utilizó queroseno para limpiar los artículos de cobre. Este método fue especialmente popular entre los navegantes de buques de distancias largas. En sus viajes, pulían todas las piezas de cobre que tenían a bordo y le sacaban brillo. Hacer un producto de limpieza a base de queroseno es muy simple, solo debe tomar tiza blanca triturada y colocarla sobre un paño humedecido en queroseno, luego limpiar con este paño la superficie del objeto de cobre previamente humedecida con agua. Este método garantiza obtener un resplandeciente brillo después de realizarlo.

Igualmente de efectivo, es el método de limpieza que consiste en limpiar la capa de sucio con una mezcla de pasta de dientes y bicarbonato de soda, que se frota en la superficie del metal. También puede utilizar una mezcla de pasta de dientes y amoníaco. Los ingredientes deben diluirse hasta obtener una consistencia de suspensión líquida. La solución resultante se coloca en un paño o esponja y se frota sobre la superficie del objeto de cobre. Luego se lava con agua del grifo.

Limpieza con de borato de sodio (bórax):

  1. Se vierten 50-80 gramos de borato de sodio y 25 ml de solución de amoníaco (amoníaco líquido) en medio litro de agua tibia. Deben mezclarse muy bien los ingredientes hasta obtener una solución homogénea.
  2. La mezcla resultante se aplica a la superficie que necesita de limpieza.
  3. Si es necesario, el proceso se puede repetir varias veces.

También es eficaz para la limpieza de los objetos de cobre el uso de la pasta GOI (pasta hecha a partir de alúmina que se usa para pulir ciertos metales). Para ello, se debe aplicar una porción de pasta sobre la superficie con un paño de fieltro, luego con un movimiento circular se pule el objeto. Esta pasta es un material abrasivo que puede contener partículas de cromo, por lo que hay que tener mucho cuidado al usarla.

Este método no solo eliminará la suciedad, sino que también dará brillo a la superficie a limpiar.

Además, los expertos recomiendan usar una solución de sal y vinagre, en la que se debe hervir el objeto durante 30 minutos para luego limpiarlo. Este método funciona ya que el vinagre contiene ácido acético que actúa como un excelente limpiador, desinfectando y devolviendo el brillo a las superficies que se limpian.

Si el objeto de cobre que se quiere limpiar no contiene impurezas que pueden volverse negras, entonces es posible usar ácido sulfámico (también llamado aminosulfónico) para su limpieza. Naturalmente, en su aplicación es necesario proteger la piel y usar guantes, ya que esta sustancia puede causar quemaduras graves.

Otro método efectivo para la limpieza de los objetos de cobre es la de utilizar ácido acético. En este procedimiento, debe mezclar a partes iguales vinagre, sal y salvado de trigo. La mezcla resultante debe frotarse en la superficie de cobre con un paño suave, luego enjuagar.

¿Cómo limpiar Samovares, turcos y hervidores?

El samovar es una cafetera tradicional de origen ruso para hervir agua y preparar té o café, existe también una versión turca de este utensilio de cocina. Estas cafeteras normalmente se fabrican en cobre o bronce. Al igual que el hervidor que se fabrica en ocasiones en cobre, pueden perder su brillo característico con mucha rapidez debido al uso constante que se les da. Aquí le presentamos algunas ideas para su limpieza.

La superficie exterior se puede limpiar utilizando los métodos descritos anteriormente. Pero la limpieza y cuidado de su interior es más complicada. Esto es especialmente cierto en aquellos casos en que se forma un depósito de cal en estos recipiente para hervir agua, ya sea un hervidor, un samovar o un turco.

Para la limpieza de la parte interna de estos utensilios de cocina, se puede usar el método comprobado de calentar cáscaras de papa. Para ello, siga los siguientes pasos:

  1. Las pieles lavadas que quedan después de pelar las papas se colocan dentro del objeto a limpiar y se vierte agua hirviendo.
  2. Luego, durante aproximadamente una hora, se hierve esta agua con las cáscaras.
  3. Después de hervir, vacíe el utensilio de cocina y lávelo de la manera habitual.
  4. Después de completar el procedimiento de limpieza, es necesario hervir agua varias veces en el samovar o hervidor y realizar un cambio de agua después de cada ebullición. Esto hará que se elimine los restos de las cáscaras que pudiesen quedar dentro.

Otro método consiste en utilizar esencia acética de 60-75%, es un limpiador eficaz para los objetos de cobre. El método de aplicación es simple:

  1. Se vierten 300 ml de esencia en un hervidor limpio, samovar o turco.
  2. Llene con agua (preferiblemente caliente) hasta que el volumen del recipiente esté completamente lleno.
  3. Dejar reposar la solución durante unas dos horas.
  4. Después de eso, se vacía el líquido y se restriega con un cepillo.
  5. A continuación, se lava el utensilio a fondo con agua. Esto es necesario para que los residuos de ácido se quiten completamente y no afecten el sabor del agua en el futuro.

La cáscara de algunas frutas cítricas o el ácido cítrico ayudan a eliminar las incrustaciones de los utensilios de cocina de cobre. Para ello, utilice las cáscaras o conchas de cualquier fruta cítrica (limón, mandarina, naranja, lima) o las frutas en sí, o simplemente ácido cítrico en polvo. Siga los siguientes pasos:

  1. Dependiendo del método de limpieza elegido, coloque en un recipiente las cáscaras de las frutas y llene con agua hasta la mitad del volumen del envase, también puede colocar las frutas cortadas en la misma cantidad o dos o tres paquetes de ácido cítrico.
  2. Es necesario asegurarse de que el recipiente calentado no esté lleno hasta el borde, de lo contrario, al hervir una parte del líquido salpicará y ensuciará la superficie del dispositivo de calentamiento y el recipiente que se está limpiando.
  3. Hervir esta mezcla durante media hora.
  4. Después de transcurrido este tiempo, vacíe el envase y limpie sus paredes con un cepillo. Si la cal no se ha quitado completamente, repita el procedimiento cuantas veces sea necesario.
  5. Después del procedimiento, debe hervir varias porciones de agua para eliminar los restos del ácido cítrico o el contenido de las frutas cítricas que se usaron.

El método de limpieza más sencillo y accesible es comprar en una tienda un agente descalcificador especial para teteras, hervidores y este tipo de utensilios de cocina.

Es importante recordar que los productos de limpieza para lavavajillas o detergente común de lavadora no funcionarán para la limpieza de los utensilios de cobre. Son demasiado agresivos y pueden estropear la superficie de los objetos de cobre.

Para utilizar agentes limpiadores especiales, se deben seguir las instrucciones adjuntas en las etiquetas de estos productos. La limpieza de los objetos de cobre y de los objetos de otros materiales no difiere en nada en sus procedimientos. Pero, es necesario hacer un pequeño comentario con respecto a los samovares. Este artículo se compone de muchas partes diferentes, por lo tanto, primero es deseable desmontar el samovar y solo después de eso, realice su limpieza de la forma que elija.

Limpieza de monedas de cobre

En el mundo de los coleccionistas, existen personas que se dedican a coleccionar y atesorar varias monedas. A menudo en estas colecciones se encuentran monedas de cobre o hechas con aleaciones de cobre. Estos artículos también pueden deteriorarse con el paso del tiempo y perder su esplendor y brillo. Pero existen métodos que pueden ayudar a devolverle su estado original.

Si la moneda no contiene cobre puro, y contiene también plomo, su superficie se puede cubrir con una película amarilla. Para eliminarla, puede sumergir la moneda en una solución de agua y jabón para la ropa. Es necesario mantener la moneda allí durante tres horas, luego sacarla y frotarla con un trapo humedecido en vinagre hasta obtener el brillo deseado.

Otra opción es utilizar una mezcla de ácido cítrico u oxálico, para hacer el siguiente método de limpieza:

  1. La solución se diluye en una proporción de 1 cucharadita de ácido por cada 100 miligramos de agua.
  2. Se sumerge un disco de algodón en esta mezcla, y la moneda se limpia con él.
  3. Debe recordarse que después de usar el ácido, la moneda debe enjuagarse bien y durante el proceso de limpieza, especialmente con ácido oxálico, deben usarse guantes para evitar quemaduras químicas en la piel de las manos.

A algunas monedas les aparece una película roja, así como a las pulseras y cruces de cobre, esta mancha roja se puede eliminar fácilmente en casa con amoníaco o carbonato de amonio. Para ello, sumerja la moneda en una solución de una de estas sustancias y luego se lava con agua. Si el resultado no es satisfactorio, puede repetir el proceso cuantas veces sea necesario.

Para conocer más métodos de limpieza de objetos de cobre, vea el siguiente video.