Corsés: Lencería legendaria

Corsés: Lencería legendaria

El uso del corsé se remonta al siglo XV de la época victoriana (Gran Bretaña) durante el tiempo de la revolución industrial, que se caracterizó por la transformación del país inicialmente agrícola a un país industrializado. De modo que, esto permitió la evolución de la situación política, económica y social, donde las mujeres se caracterizaban por ser conservadoras y pudorosas, dedicadas al cuidado de su familia. Sin embargo, se esmeraban en lucir bellas e impecables ante sus maridos, lo que se reflejaba en el uso de vestidos y prendas que realzaran su figura y belleza, especialmente con el uso del corsé. 

El corsé es una prenda de vestir que se ajusta alrededor de la cintura y cuyo propósito principal es estilizar la figura. Surge en el XV y ha evolucionado no solo como una prenda que se utiliza debajo de la ropa, como ropa interior, sino que además en la actualidad se utilizan como prendas de vestir, como articulo independiente, además de que existe un estilo de corsé deportivo que se utiliza específicamente para realizar ejercicios. Además de ello, los textiles que componen la prenda, también se encuentra de distintas telas, colores y marcas, que pueden ser utilizados durante todo el día y estiliza la figura, para realzar las curvas y dar la apariencia de una figura de “reloj de arena” en el cuerpo de la mujer. 

Características y beneficios

El corsé es una prenda del vestuario de la mujer de origen legendario. Como se señaló su historia tiene origen en un pasado muy distante, cuando, con la ayuda de esta prenda se mejoraba la figura corporal de la mujer, al moldear su figura y darle la apariencia visual de la forma del reloj de arena. Este fué un señalizador de la talla y gracia. Ninguna dama honorable de la época podría mostrar su vestuario sin esta prenda de vestir.

La popularidad del corsé obedece a las especiales características que ofrece esta prenda al mejorar la figura con la presión que se ejerce sobre el abdomen y que permite- en la medida de lo posible- lograr un torso esbelto. Se caracteriza por una tendencia que representa seducción, sensualidad y femineidad.

Vale destacar que una de las principales características del corsé, no solo se limita a disminuir el tamaño de la cintura, sino que además levanta el busto o también puede reducir su tamaño, de acuerdo a las necesidades de las chicas que utilizan la prenda. La idea principal que representa el corsé es la de estilizar la figura, tomando en cuenta que otra de sus funciones es ayudar a mejorar las posturas incorrectas y reducir tallas.

En la actualidad, los corsés tienen un aspecto renovado y moderno, ya que, en el transcurso del tiempo han sido objeto de cambios significativos, difiriendo de los corsés originales, no solo en el diseño, sino también su ligereza y comodidad al usarlos. Hoy en día, esta pieza se usa como un atuendo independiente, por ejemplo, usar un corsé con pantalones, y como un complemento del vestido en general (vestido con un corsé, un corsé en una camisa, entre otros).

Los beneficios del corsé es que moldea la figura, y permite lucir una cintura pequeña en instantes, sin tener que acudir a extensas sesiones de ejercicios o de intervenciones quirúrgicas, como recursos que utilizan las mujeres para lucir una imagen distinta y natural. Por lo tanto, utilizar el corsé de forma regular le ofrece la posibilidad de mantener una postura correcta, lo cual va en su beneficio corporal.

Para las mujeres el beneficio principal de un corsé es su capacidad para reducir unos centímetros de la cintura mejorando así su figura, aunado a ello, los modernos diseños del corsé para mujer permite cambiar la figura más desanimada dándole estilo. 

¿Cómo elegir?

Para elegir es necesario que haya decidido previamente para qué fin adquiere el corsé. Si lo que persigue con el uso del mismo, es corregir su postura, en este caso, la adquisición de un corsé sintético será lo más fiable, es decir, sí su intención es adquirir la prenda para que le ayude a corregir su apariencia, entonces puede comprar un corsé sintético de manera cierta. Tomando en consideración, que esta prenda le ayudará a corregir rápidamente la posición de los hombros.

Ahora bien, si bien es cierto que el corsé originalmente ha sido diseñado para disminuir la cintura de las chicas y resaltar sus curvas, al mismo tiempo destaca el busto. No es menos cierto que con la evolución del tiempo, esta prenda ha evolucionado y cambiado su diseño, transformándose en piezas que tienen como la función inicial de estilizar pero que a su vez garantiza comodidad y destaca la sensualidad. 

Cuando se dirija a comprar el corsé, tome en cuenta que debe tomarse sus medidas. Esto le permitirá seleccionar con precisión el tamaño de la prenda. Pero no olvide un detalle muy importante en cuanto al corsé, ya que éste, se encuentra diseñado para simular la figura, por lo que necesita comprar un producto de 5 a 10 centímetros más pequeño que su propia medida o talle de cinto.

En términos más sencillos, cuando vaya a la tienda, puede pedirle al vendedor que le ofrezca su modelo preferido de la prenda de corsé con una talla de tamaño dos veces más pequeña que el suyo.

De manera que, el uso del corsé le permite lucir una figura hermosa, de verse y sentirse atractiva, coqueta y cómoda. Para ello, la elegancia es fundamental, al mismo tiempo que se focaliza en la apariencia de una figura esbelta que arroja sensualidad y seducción. Por ello, usted puede disfrutar de esta prenda íntima o como ropa exterior, para uso diario o en una ocasión especial; en ese sentido, el corsé es una prenda que está vigente en el guardarropa de cualquier chica o mujer, sin distinción de ningún tipo, ya sean profesionales, estudiantes, amas de casa, entre otras.

Es importante insistir que antes de comprar, usted debe pensar prudentemente en qué lugar y con qué prenda de vestir va a usar el corsé. Si la prenda va a ser usada como ropa interior, entonces debe escoger el modelo del diseño más simple. De tal manera, que no se requiere vistosos corsés, adornados con volantes y cintas, estos corsés usados como ropa interior generalmente se guardan en la vestimenta femenina para un momento especial y son de uso interior. 

La estilización de la figura es uno de los aspectos que se deben tener en cuenta al momento de elegir el corsé adecuado para usted, ya que sus beneficios son visualizados de inmediato, a mediano y largo plazo, tomando en consideración su uso regular y sus beneficios se vean reflejados de forma más expedita y usted pueda lucir una silueta más esbelta.

¿Qué ponerse?

No existen dudas sobre la connotación atractiva de un corsé, combinado con medias y tacones. Es difícil que una imagen con esta apariencia sea imperceptible para el hombre. En las tiendas de ropa íntima de lencería puedes encontrar corsés, provistos con accesorios y estilos especiales, para asir las medias.

El corsé tradicionalmente es usado como lencería para colocarlo debajo de la ropa, sin embargo, en la actualidad es utilizada como una prenda de vestir regular, para ser usada en eventos casuales, informales, e inclusive usted se la puede poner debajo de una chaqueta o blazer, si es que quiere lucirla en un ambiente formal. Por tales consideraciones el uso del corsé ha trascendido, y puede ponerse en distintas ocasiones y eventos, ya sea, como parte de una imagen combinada para asistir a la oficina, acompañada de otra prenda como un blazer o también puede ser usada como un top, para ir a una fiesta o evento social informal.

Ahora bien, sí le resulta difícil encontrar una pieza de este tipo, puede comprar por separado el corsé y un cinturón para las medias, de manera que pueda ocultarlo debajo de éste. Esto en caso de que quiera ser utilizado como lencería, ya que generalmente este tipo de prenda es utilizada para la intimidad, como una herramienta de sensualidad y elegancia que estiliza la figura de la mujer.

El corsé diseñado en la imaginación se puede adecuar con un traje formal o una falda lápiz. Esta apariencia demostrará su femineidad y a la par no transgrede la regla sobre las vestimentas en la oficina, esta imagen le ayudará a lucir femenina, actualmente se destaca la versatilidad del corsé, ya que, se puede usar en forma de cinturón, camisetas y camisas. Al añadirle accesorios sencillos, el aspecto de esta prenda de vestir, su aspecto se transformará en más atractivo y encantador.

Las faldas largas hasta el suelo se combinan con el corsé y forman un conjunto espléndido al mezclarlo con esta prenda, tomando en cuenta que el corsé estiliza la figura. Esta combinación será apropiada incluso en un evento social. Un distinguido corsé con un estampado discreto se puede combinar con una falda completa. Tal conjunto puede incluso reemplazar un vestido suntuoso, para un formal evento social. 

Adicionalmente de las consideraciones expuestas, el corsé es una prenda versátil que en definitiva destaca la belleza de la mujer, ya que no solo realza su figura y busto, sino que la hace sentirse cómoda y refuerza su autoestima, al sentirse bella se refleja en una actitud segura y confiada. En consecuencia, se dinamiza el entorno hacia un ambiente de bienestar, toda vez que no solo disfrutan de una bonita apariencia física, sino que también lo interiorizan teniendo como resultado una satisfactoria y positiva comunicación.

Los amantes del estilo casual, también pueden adoptar hábilmente el uso del corsé como un artículo en el vestuario ocasional. Se puede combinar con jeans ajustados, leggings, boleros y blazers. No obstante, esta prenda no debe complementarse con calzado deportivo, por lo que es mejor usar una cuña o un tacón pequeño. Los seguidores de la moda casual no están exentos de adoptar el uso del corsé como artículo en el vestuario informal, combinándolo con jeans ajustados, leggings, boleros y blazers.