Original cárdigan con capucha

Cárdigan con capucha

En la actualidad, hay muchas mujeres que son fanáticas del estilo casual, tanto así que lo han incorporado en su look diario, permaneciendo siempre con una imagen arreglada y elegante. Los suéteres son una prenda bastante frecuente y especial para las mujeres que visten mucho este estilo, ya que son muy versátiles y faciles al momento de combinarlos con otras prendas que tienen en su guardarropa. Hoy este artículo te dará muy buenas opciones para crear atuendos espectaculares, con un tipo de súeter que toda mujer debe tener en su armario, esta prenda es un cárdigan con capucha.

Un cárdigan con capucha es una pieza única y ligera que aporta mucho estilo a tu imagen. Además de brindar comodidad y delicadeza, y aunque pudiera pensarse que es una pieza para los días de invierno, donde se viste con ropa cálida, la verdad es que también resulta ideal para la época de otoño y primavera. 

El singular nombre de este tipo de suéter proviene del comandante británico James Brudnell, séptimo Conde de Cárdigan. Lord Cárdigan acuñó una chaqueta de lana tejida con botones de cuerpo entero para calentar el uniforme militar durante la batalla de Balaklava en 1854. Este detalle del uniforme fue notado por los modistas de aquellos tiempos y firmemente establecido en el guardarropa de la aristocracia inglesa.

Características del modelo

Un cárdigan es un suéter de punto largo sin cuello en el cierre frontal, a menudo tiene dos bolsillos dispuestos simétricamente en ambos lados al nivel de la cadera. Los cardigans modernos tienen detalles prácticos y elegantes, como una capucha. Además del hecho de que la capucha realiza una función decorativa, es muy conveniente cuando hace buen tiempo para los que no les gusta usar sombreros. Un cárdigan generalmente lleva en la parte delantera botones u otro tipo de sujeción, por ejemplo, cremalleras, que ayudan a cerrar la parte frontal, bien sea la superior o inferior, y de acuerdo a algunas variantes sólo la mitad del torso. Este suéter cae desde los hombros, sin llegar a marcar completamente la silueta o exagerarla. 

Al ser el cádigan una prenda que se considera de abrigo, y que por lo general se utiliza para complementar un atuendo principal. Es importante conocer las diferentes longitudes con las que se puede hallar esta valiosa pieza para tu armario, esto permitirá llevar un cárdigan en justas proporciones para tu cuerpo. A continuación una breve explicación de esta característica:

  • Cárdigan a la cintura: Como su nombre lo indica la parte baja del súeter, coincide con la cintura, resaltando esta parte de la silueta.
  • Cárdigan a las caderas: Es un poco más largo que la anterior, es el mas común porque favorece bastante la forma femenina al crear una linea recta por delante.
  • Cárdigan XL: Su longitud llega hasta medio muslo, y es ligeramente oversize. Es ancho por naturaleza.

Hechos interesantes

Un cárdigan es una pieza creada a fines del siglo XIX, dejó de usarse poco a poco, su popularidad se revivió en los años 60 del siglo XX gracias a la sesión de fotos de la famosa estrella de cine Marilyn Monroe, donde posó con un cárdigan de lana sobre el cuerpo desnudo. Tiempo después fué Kurt Cobain que revivió la moda de los cardigans. Los suéteres estirados de punto grueso se convirtieron en un elemento integral del estilo grunge gracias a él.

Otro dato curioso, es que esta prenda de vestir también es conocida con el término "Rebecca" , esta vez, el nombre está ligado al mundo cinematográfico. Haciendo referencia a la película del mismo nombre, protagonizada por la actriz de los años 40 y 50, llamada Joan Fontaine, cuyo personaje principal vestía siempre este tipo de suéter, popularizando así el nuevo nombre.

Cárdigan con capucha

Se puede hacer una imagen inusual con un cárdigan. Este artículo con estilo está garantizado para diferenciarte de la multitud. Una característica distintiva es el amplio manto abierto y la voluminosa capucha. Los modelos de invierno, son anchos y largos, se complementan con cremalleras internas y cuello alto. Encontrarás muchas formas, tamaños, cortes y tejidos.

¿Cómo escoger un cárdigan con capucha?

Aunque es una prenda muy fácil de escoger, ya que por lo general son de estilos muy clásicos, es necesario que tomes en cuenta una serie de recomendaciones para escoger un cárdigan que haga de tu imagen algo audaz, con mucha trascendencia y personalidad, y esto sólo se logra cuando el atuendo es acertado y va en sintonía con lo que quieres expresar, que sin duda alguna es sencillez, delicadeza y elegancia.

Para realizar una buena elección de un cárdigan con capucha, da importancia a la forma de tu cuerpo, el propósito es hallar uno que favorezca tu silueta. Si tienes muchas curvas, evita los tejidos ajustados al cuerpo y da oportunidad a los más holgados para estilizar tu figura, te sugerimos evitar los estampados y utilizar colores sólidos. Si tus curvas estan perfectamente equilibradas, puedes utilizar un cárdigan un poco ajustado emplear estampados y texturas. También puedes atreverte con diferentes longitudes, te verás muy bien. Y si eres delgada, eres de las afortunadas que pueden utilizar cárdigans de telas gruesas, con tejido y voluminosos.

De igual manera, escoge con cuidado la talla de tu cárdigan con capucha, porque uno demasiado estrecho hará que pierda todos sus atributos, y uno muy grande te hará lucir desarreglada. Si eres una mujer alta, la longitud adecuada para ti, son aquellos cárdigans que llegan a las caderas, en el caso contrario opta por los que llegan a la cintura. Así mismo utiliza colores sólidos y fáciles de combinar, como por ejemplo, el negro, azul o marrón, así podrás mezclarlos con muchas prendas de tu guardarropa.

Por otro lado, una buena alternativa es escoger materiales ligeros y delgados, como el algodón, para que puedas utilizarlos tanto en primavera como en otoño, y dejar los materiales mas gruesos para el invierno. Da preferencia a un estilo clásico, y no a uno que este en tendencia, esto con el objetivo que puedas utilizarlo, durante varias temporadas.

¿Con qué y cuándo usar un cárdigan con capucha?

Al momento de crear tus outfits las posibilidades que ofrece un buen cárdigan con capucha son infinitas, la sencillez de esta prenda y su versatilidad, pueden llegar a sorprenderte, logrando un look verdaderamente creativos sin dejar de ser elegantes. Puedes llevarlos con faldas, jeans y vestidos, y lo mejor es que serán apropiados en cualquier temporada, lo cual es fascinante. Aquí te dejamos algunas posibles combinaciones:

Un cárdigan con capucha de color negro, es una alternativa que nunca falla. Combinalo con prendas coloridas o estampadas, puedes utilizarlo tanto de día como de noche. Un cárdigan tipo maxi es una pieza que está en tendencia, es cómodo y atractivo. Si eres fans de los estampados, atrévete con uno de estilo tribal, está muy de moda, los colores para combinarlos sin contratiempos siempre serán el blanco y el negro. Los colores brillantes y alegres, funcionan muy bien para las mujeres más jóvenes.

Un cárdigan con capucha mezclados con pantalones ajustados, es una opción que funciona tanto como para mujeres altas o bajitas. Igual de acertado resulta combinar un suéter con una falda corta para la primavera. Recuerda también llevarlos con camisetas monocolor.

Puedes usar cárdigans tanto en clima frío como en clima cálido. Para la temporada baja, la variante ideal es una chaqueta con un gran acoplamiento en los botones. Este modelo conservador se puede usar con pantimedias ajustadas y un vestido ajustado o con un cuello de tortuga y jeans, ambos se ven elegantes.

En la tarde de verano, puede elegir una fina cárdigan sin sujetadores en los hombros, en el invierno, los amantes de las cárdigan pueden obtener una con capucha de cachemira.

Estilos

Elegante casual

Una imagen interesante elegante casula, se logra combinando: un cárdigan, camisa, pantalones, zapatos tipo mocasines y un estupendo sombrero.

Casual

Para la vida cotidiana, es bueno un cardigan delgado de color acero con bolsillos grandes, jeans y una camisa. Este conjunto se ve cómodo y es adecuado tanto para el trabajo como para el tiempo libre.

>

Dramático

Un cárdigan de punto largo con ribete de piel a lo largo del borde de la capucha te hará lucir como una diva de los años 30. En conjunto con unos leggings de cuero serán el look perfecto.

Vamp

Otra combinación audaz es: una chaqueta de punto de color gris oscuro manga larga, con pantalones negros y una camiseta. Este estilo junto con unos lindos zapatos y accesorios, le dará el entusiasmo necesario a la imagen.

Noruego

El cárdigan se puede usar también con botas de piel y jeans a estilo noruego. Dando una imagen cálida y emotiva.

La imagen con un cárdigan al estilo noruego dá una sensación de calidez al vestuario.

Romántico

Con la ayuda de una rebeca calada de colores blanco o crema, puede crear una imagen con un estilo romántico.

Los cárdigan de colores claros son ideales para las chicas jóvenes.

Un cardigan es un elemento del guardarropa básico de las mujeres, es una de esas piezas universales que tienen las mujeres de cualquier edad y complexión, lo principal es elegir la adecuada para tu imagen y estilo de vida.